Los otros aterrizajes de emergencia a los que nadie prestó atención

El espectáculo mega dramatizado que se pudo ver hace tan solo un par de días en Barajas, con un despliegue de medios totalmente sobredimensionado, que se realizó para aprovechar una incidencia en un avión de Air Canada, fue sin duda la mejor imagen de la situación actual de la sociedad.

Canales de televisión, diarios, y cientos de curiosos se reunieron en las cercanías del aeropuerto madrileño, esperando ser los primeros en capturar las imágenes de una catástrofe aérea, que afortunadamente no se produjo, para decepción de muchos de los allí reunidos.

Decenas de psicólogos preparados para supuestamente asistir a los familiares de los pasajeros, que parecía que ya habían sido declarados “víctimas”, ingentes cantidades de policía escoltando a los afectados, y retransmisión en directo por parte de varios canales de televisión, con comentaristas tan destacados del sector aéreo como Belén Esteban, José Javier Vázquez, o Kiko Matamoros, convirtieron la incidencia en un vodevil con tintes melodramáticos.

La noticia se pudo estirar durante prácticamente todo el día, y la mañana del día siguiente, pero dado que no se habían producido víctimas, el eco de lo ocurrido se apagó a las pocas horas.

Un gran trabajo de la tripulación, que como todas está perfectamente entrenada para enfrentarse a situaciones de estas características, de los controladores aéreos de Barajas, que sufrieron incidencias graves durante toda la jornada, y de los servicios de emergencia.

¿Pero qué pasaría si cada vez que ocurre algo similar se tuviese que hacer lo mismo, con presencia del Ministro de Fomento incluida?.

A continuación os presentamos una muy breve selección de casos ocurridos el año pasado en nuestro espacio aéreo, en los que distintas tripulaciones tuvieron que enfrentarse a situaciones igual de complicadas, o mucho más, logrando aterrizar sus aparatos, eso sí, sin la presencia de Ministros, prensa, policía, o psicólogos.

28/01/2019 Binter Canarias

El ATR 72 propiedad de Swiftair, operando para Binter Canarias, se encuentra con fuertes vientes en la aproximación al aeropuerto de Palma.

El aparato logra tomar tierra tras un descenso complicado, pero una vez en pista pierde el control, se sale de la misma, y acaba impactando contra los elementos de señalización, provocando daños graves en el fuselaje inferior.

El avión queda en la pista, desde la cual se evacua a los pasajeros, y se procede al cierre de la misma hasta su completa limpieza.

05/04/2019 Klasjet

El Boeing 737-500 perteneciente a la compañía lituana despegaba del aeropuerto madrileño de Barajas, cuando poco antes de alcanzar la altura de crucero se perdían todos los sistemas de navegación a bordo.

En una situación especialmente complicada, la tripulación decidía regresar a la capital española, intentando un primer aterrizaje que tuvo que ser frustrado.

Una vez más, la aeronave volvió a intentar una segunda toma, pero igual que en el caso anterior, también se tuvo que frustrar la misma.

Desde la torre de control, y en base a la situación delicada que se estaba viviendo, se ordenó al avión dirigirse a la base aérea de Getafe (LEGT), donde finalmente lograba aterrizar.

14/04/2019 Arkia

El Boeing 767 de la aerolínea israelí despegaba desde el aeropuerto de Barcelona, cuando en la fase de ascenso uno de los motores comenzó a trepitar y emitir llamaradas desde su parte trasera.

La tripulación procede al apagado del mismo, comunica la incidencia a la torre de control, y decide regresar a origen, aterrizando sin problemas con una sola turbina activa.

25/04/2019 Iberia

El A320 propiedad de Iberia despegaba del aeropuerto de Barajas para operar la ruta hasta la ciudad de Milán.

Durante la maniobra de despegue el aparato impacta contra aves, produciéndose daños considerables en su parte delantera.

La tripulación decide seguir el vuelo hasta la ciudad italiana, en la que toma tierra sin mayor incidencia.

13/05/2019 Swiss

El Bombardier CS100 de la aerolínea suiza se disponía para tomar tierra en Madrid, cuando uno de sus motores sufrió una ingesta de aves.

La tripulación procedió al apagado del motor dañado y tomó tierra sin mayor incidencia, con una sola turbina activa.

17/05/2019 Iberia

Primero de los dos incidentes que iba a sufrir el mismo avión de Iberia, modelo Airbus A340-600.

Después de despegar desde Barajas, y encontrándose a 1.300 km de la costa de Portugal, sobre el océano Atlántico, la tripulación decide regresar a la capital madrileña al detectar un problema en los flaps.

Antes de llegar al aeropuerto, procede a deshacerse de la mayor parte del fuel, ya que al no poder operar los flaps con normalidad tiene que tomar tierra a una velocidad superior a la habitual.

Después de completar la maniobra de arrojo de combustible, aterriza en la capital española sin mayor incidencia.

21/05/2019 Iberia

El mismo avión que protagonizó el anterior incidente, de nuevo vuelve a sufrir el mismo problema encontrándose sobre el Océano Atlántico.

Igual que en el caso anterior, regresa a Madrid y, antes de tomar tierra, procede a arrojar la mayor parte de combustible que lleva en su interior.

Una vez finalizada esta maniobra, de nuevo, toma tierra en Barajas sin mayor incidencia.

02/06/2019 Ryanair

El Boeing 737-800 propiedad de la lowcost irlandesa se encontraba operando la ruta entre Marrakech y Sttutgart, cuando el cristal parabrisas de la cabina sufrió una rotura repentina.

La tripulación comunica el problema a la torre de control de Barajas, aeropuerto en el que deciden realizar un aterrizaje de emergencia.

El aparato logra tomar tierra sin mayor incidencia.

07/06/2019 Boliviana de Aviación

El Boeing 767 propiedad de la aerolínea sudamericana despegaba desde el aeropuerto de Barajas, cuando uno de sus motores sufrió una ingesta de aves.

Una vez se pudo comprobar por parte de la tripulación que los desperfectos ocasionados en la turbina obligaban a proceder a su apagado, se decide comunicar la incidencia y regresar al aeropuerto madrileño con un solo motor activo.

El avión logró tomar tierra sin mayor incidencia.

05/08/2019 British Airways

El Airbus A321 de la compañía inglesa, declara MAYDAY tras la aparición repentina de humo dentro de la cabina.

Probablemente, esta es una de las emergencias de mayor riesgo en cualquier avión, por lo que requiere de un aterrizaje inmediato en el primer aeropuerto alternativo que se encuentre en ruta.

El aparato logra tomar tierra en el aeropuerto de Valencia, con el interior totalmente inundado de humo, y se procede a la evacuación urgente de todos los pasajeros a través de los toboganes de emergencia.

Tras diversas comprobaciones, se constató la falta de aceite en uno de los motores como causa principal de la emergencia.

13/08/2019 Condor

El Boeing 757-300 de la aerolínea alemana sufría daños en su tren de aterrizaje cuando despegada desde al aeropuerto de Múnich.

La tripulación, que en un principio no conocía la incidencia, fue alertada por los servicios de control, tras encontrarse restos de material sobre la pista después de su salida.

A su llegada a Palma se procede a tomar tierra sabiendo que el tren está dañado, pero desconociendo exactamente el alcance de los desperfectos.

Durante la maniobra de toma, otro neumático revienta al contactar con el suelo, pero la tripulación logra hacerse con el control del aparato, el cual queda ubicado en la cabecera de pista y sus pasajeros desalojados desde la misma.

13/09/2019 Vueling

El Airbus A320 de la lowcost española se encontraba operando la ruta entre Málaga y Barcelona, cuando mientras realizaba la maniobra de aproximación, la cabina se llenó de humo.

La tripulación comunica la emergencia a la torre de control de El Prat, y logra tomar tierra sobre su pista, procediendo a evacuar a todos los pasajeros a través de los toboganes inflables.

06/10/2019 Vueling

Tras despegar desde el aeropuerto de la Ciudad Condal, el Airbus A320 de Vueling sufre una avería en uno de sus motores, el cual comienza a lanzar llamaradas por su parte trasera.

La tripulación procede al apagado del motor afectado y decide regresar a Barcelona, tomando tierra sin mayor incidencia con una sola turbina activa.

03/11/2019 Avianca

El Boeing 787 de la aerolínea colombiana experimenta un aumento repentino de la velocidad mientras realizaba la maniobra de aproximación al aeropuerto de Barcelona.

La tripulación decide realizar una contra maniobra “encabritando” el aparato, con el fin de provocar su deceleración.

Esto provoca dentro de la cabina una aceleración vertical de 2.1 g, que coge por sorpresa al pasaje y tripulación, resultando en dos heridos de gravedad.

El aparato toma tierra finalmente en El Prat y el pasajero, y un miembro de la tripulación que presentan heridas de gravedad, son evacuados de emergencia a un centro hospitalario.

03/12/2019 Delta Airlines

El Airbus A330 de la aerolínea norteamericanda sufre una avería en uno de sus motores, antes de comenzar la maniobra de aproximación al aeropuerto de Barcelona.

La tripulación decide el apagado de la turbina afectada, y el aparato toma tierra con un solo motor, sin mayores consecuencias, en El Prat.

16/12/2019 Air Europa

El Airbus A330 de la compañía española se encuentra con turbulencias severas poco antes de comenzar el descenso hacia el aeropuerto de Barajas.

Debido a esto, una TCP resulta herida de gravedad.

La tripulación logra resolver la situación aterrizando en el aeropuerto madrileño, desde donde se evacuó de urgencia a la tripulante herida durante la incidencia.

Como hemos visto, se trata tan solo de una pequeña muestra para dejar constancia del nivel de profesionalidad y preparación de los profesionales que forman el sector aéreo en nuestro país, y también fuera del mismo.

Todas estas incidencias presentan un alto nivel de riesgo potencial, pero precisamente por esa razón, son practicadas y ejecutadas de manera regular mediante simulación, en todas las aerolíneas aéreas de mayor prestigio.

Aunque en ninguna de las ocasiones aquí presentadas hubo una cobertura tan sumamente mediática como en el caso de la incidencia del aparato de Air Canada, desde aquí también queremos homenajear a todas las tripulaciones implicadas, que no fueron en la mayor parte de los casos ni felicitadas, ni reconocidas por ningún estamento oficial, considerando su actuación como una parte normal de su trabajo.

Nuestra más sincera enhorabuena a todos ellos, que sin cámaras, sin psicólogos, y sin ninguna palmada en la espalda, han logrado resolver situaciones muy complicadas, sin tener que lamentar la pérdida de una sola vida humana.

Mención especial a la labor de los controladores aéreos, la cual siempre se intenta denostar por diferentes intereses políticos, y la de los servicios de emergencia.

Noticias Relacionadas

Italia se recuperará mucho antes que España

Air Europa: ¿podría llegar a declararse en quiebra?

Dejar un comentario

¡Hola! Soy Carlos Lavilla. ¿Puedo ayudarte a encontrar tu viaje perfecto?