Emirates marca el camino a seguir

La aerolínea con sede en Dubái, ha sido la pionera a la hora de realizar tests rápidos a sus pasajeros para la detección de la Covid-19, en determinadas rutas y con la colaboración de la Autoridad de Salud del Emirato (DHA).

A pesar de mantener buena parte de su flota en tierra, Emirates ha seguido operando un importante número de vuelos durante la crisis actual, y también ha sido la primera en comenzar a retomar parte de sus rutas habituales.

Mientras muchas compañías aéreas siguen en estos momentos debatiendo la mejor forma de garantizar la máxima seguridad a sus pasajeros, Emirates se ha puesto manos a la obra y está poniendo en práctica un paquete de medidas destinadas a proteger la salud de sus usuarios, dentro y fuera de los aviones.

Para empezar, todos aquellos pasajeros que accedan al aeropuerto internacional de Dubái, serán sometidos a una toma de temperatura, y deberán hacer uso obligatorio de guantes y mascarilla.

Por su parte, los trabajadores que están en contacto directo con los clientes, también han sido dotados de equipos de protección individual, así como guantes, mascarillas y pantallas protectoras.

Dentro del recinto aeroportuario, se han marcado los puntos de espera donde se tendrán que ubicar los usuarios, con el fin de respetar la distancia social mínima entre personas recomendada por la OMS.

Esta misma medida también se aplica en todas las tiendas y negocios que permanecen abiertos dentro del aeropuerto.

En estos momentos, es necesario facturar todo el equipaje, y dentro de la cabina del avión sólo se permite introducir ordenadores portátiles con sus correspondientes accesorios, bolsos, pequeños maletines de mano, y artículos para bebés.

Para evitar problemas derivados de esta medida, Emirates ha incrementado notablemente el peso máximo permitido para la facturación de cada pasajero.

Una vez en el interior del avión, lo primero que observará el pasajero es que la apariencia habitual de los tripulantes de cabina ha cambiado radicalmente.

Los espectaculares uniformes de los empleados de Emirates permanecerán cubiertos con EPI´s, y al mismo tiempo se hará uso de mascarillas, guantes y pantallas protectoras durante todo el trayecto. A su vez, los pasajeros también tendrán que utilizar guantes y mascarillas mientras permanezcan en el avión.

La compañía está supervisando la reserva de asientos, con el fin de mantener la distancia entre pasajeros. Sólo los usuarios que formen parte de una misma reserva, serán autorizados a viajar juntos.

A diferencia de otras compañías aéreas, en las que se ha justificado la retirada del catering para evitar contagios, Emirates ha decidido seguir prestando este servicio, que a partir de este momento consistirá en pequeñas cajas debidamente selladas.

Lo que sí se ha retirado del interior de los aviones, son todo tipo de revistas, magazines, y periódicos, con el fin de evitar contagios por su uso y contacto entre pasajeros.

Después de cada vuelo, se procede a la desinfección total del aparato, incluyendo las pantallas táctiles de los asientos y otros elementos susceptibles de mayor contaminación.

Mientras dure la presente crisis, todos los viajeros tendremos que acostumbrarnos a este nuevo panorama, en el cual será necesario respetar escrupulosamente las normas de cada aerolínea.

Es imposible saber hasta cuándo habrá que tomar este tipo de medidas extraordinarias, e incluso cabe la posibilidad de que permanezcan activas más tiempo del esperado.

Noticias Relacionadas

Air Canada crea la “clase Covid” en sus aviones

Eurowings: vuelan por error a un aeropuerto cerrado

Dejar un comentario

¡Hola! Soy Carlos Lavilla. ¿Puedo ayudarte a encontrar tu viaje perfecto?